Registro de empresa

¿Cuál es la mejor calefacción para un hogar?

En el mercado actual de sistemas de calefacción para casas podemos encontrar una amplia variedad de opciones. Para poder elegir la mejor calefacción debemos tener en cuenta las características de cada sistema, así como las del hogar y el clima en nuestra zona geográfica. Así como, atender al uso de la vivienda, tamaño, factor económico y espacio. Si es una casa esporádica, la mejor calefacción deberá emitir calor con rapidez, comos radiadores eléctricos o de agua. Pero, si es nuestro hogar, la mejor calefacción podrá calentar gradualmente con mayor eficiencia, como el suelo radiante o la calefacción eléctrica. La regulación del termostato es clave para reducir el consumo, impidiendo que la temperatura descienda mucho cuando no estamos. Así que podemos considerarlos el mejor sistema de calefacción.
Menú de contenidos:

Fuente de la imagen: ©ContenidosClick.es

Mejor sistema de calefacción

Cuando hablamos de coste de la calefacción, hay que comparar la inversión inicial con el consumo y el ahorro para identificar el mejor sistema de calefacción. La mejor calefacción para un bajo desembolso es la eléctrica, pero el consumo de Kw se dispara si debemos calentar una vivienda fría y de gran tamaño. Para ahorrar en consumo a largo plazo, elegiremos emisores de agua a temperatura baja. Una buena relación entre el coste y el consumo la tienen los radiadores tradicionales. Quizás el mejor sistema de calefacción si queremos ahorrar y no tenemos grandes necesidades. Las calderas y las bombas de calor tienen costes muy variados. Por norma general, el mejor sistema de calefacción tendrá un coste inicial mayor pero menor en cuanto al mantenimiento.

Volver al menú de contenidos

Cuáles son los sistemas más comunes de calefacción para las casas

Antes de decantarnos por el mejor sistema de calefacción para nuestra vivienda hay que conocer cuáles son los sistemas de calefacción para casas. Una vez que tenemos claras las ventajas e inconvenientes de cada uno de ellos, podremos realizar una valoración sobre las mismas. Por otra parte, la mejor calefacción no tiene por qué ser una en concreto. Todo dependerá del tamaño de la vivienda, de la altura de los techos y de las temperaturas mínimas que se alcancen. Los sistemas de calefacción para casas deben valorarse atendiendo a dichas características, así como al espacio disponible para la instalación y las posibilidades de índole técnica. Además, habrá que prestar atención al consumo que tengan y al desembolso y la amortización que podamos obtener.

En la actualidad, los sistemas de calefacción para casas que podemos encontrar son las calderas de gas, la calefacción eléctrica, el suelo radiante y las bombas de calor. En función de la potencia, el precio varía en gran medida, por lo que también debemos valorar el consumo que se hará. En este artículo vamos a centrarnos en los cuatro primeros sistemas de calefacción para casas, por ser los más comunes. De este modo, podremos conocer con exactitud cuál es la mejor calefacción para nuestra vivienda.

Volver al menú de contenidos

Calderas de gas

Las calderas de gas, hasta no hace demasiados años, eran consideradas la mejor calefacción. Esto se debe principalmente a que la variedad de sistemas de calefacción para viviendas era menor que la actual. Puesto que siempre han sido vistas como una opción limpia, de fácil manejo y segura, las calderas de gas todavía son para muchas personas el mejor sistema de calefacción para un hogar. Además, al poder instalarse en cualquier vivienda, constituyen la mejor calefacción para quienes no desean invertir mucho tiempo en decidir.

Su principal ventaja es que el calor es distribuido a través de los radiadores de manera regular, no es perjudicial para la salud ya que no emite gases ni causa alergias, y tampoco hacen ruido. El precio es también bastante asequible y tenemos la opción de utilizar el gas natural, aunque habrá que comprobar que exista red en nuestra localidad. Si no queremos darle muchas vueltas, es sin duda la mejor calefacción. No obstante, en lo que se refiere a su rendimiento, hay que saber elegir, ya que las calderas tradicionales no funcionan de la misma manera que las de condensación (18% más de rendimiento). La potencia es un aspecto importante, así que si necesitamos aumentar la temperatura en gran medida, tendrá que ser elevada. Prácticamente todos los sistemas de calefacción para casas disponen de potencias diferentes.

Calefacción eléctrica

La calefacción eléctrica es el segundo de los sistemas de calefacción para casas de nuestra lista. Como su nombre indica, funcionan a través del suministro eléctrico; un dato que la convierte en la mejor calefacción para muchos hogares del territorio nacional. ¿Y por qué puede la calefacción eléctrica ser considerada el mejor sistema de calefacción? Debido a que su instalación es sencilla, así como su mantenimiento, todos los gastos se unen a la factura de la luz, lo que hace también que siempre podamos disponer de ella, su rendimiento es muy alto, pueden programarse y, además, continúan emitiendo calor después de apagarlas.

Todos estos motivos hacen que la calefacción eléctrica destaque entre los sistemas de calefacción para nuestras viviendas. No obstante, aunque puedan constituir la mejor calefacción, debemos saber que es probable que debamos aumentar la potencia contratada en casa. En cuanto a los tipos, estos sistemas de calefacción pueden ser de radiación, convección forzada, a través de radiadores eléctricos y de calentadores por convección. La mejor calefacción entre estas será determinada por las características de cada una y la finalidad que busquemos.

Los sistemas de radiación más utilizados son por techo y suelo; el calor va desde abajo hacia arriba logrando una temperatura agradable en toda la habitación. La convección forzosa incluye un ventilador que hace ruido y que no debe estar cerca de muebles, por lo que no es el mejor sistema de calefacción. Se emplea para calentar rápidamente un área cerrada. Los radiadores eléctricos son el mejor sistema de calefacción para habitaciones de gran tamaño en las que no pasamos demasiado rato pero que deseamos calentar con rapidez. No debemos dejar objetos cerca ya que se calientan en exceso. Los calentadores por convección son más seguros como sistemas de calefacción para casas o para áreas cerradas.

Calefacción radiante

La calefacción radiante es otro de los sistemas de calefacción para casas más utilizados. Si estamos renovando la vivienda, es sin duda la mejor calefacción, ya que la más común es el suelo radiante. Se trata de tubos colocados bajo el pavimento que transportan agua caliente y que distribuyen de forma homogénea el calor. Suele combinarse con las bombas de calor.

Puede considerarse el mejor sistema de calefacción ya que permite ahorrar hasta un 20% con respecto al resto de sistemas de calefacción para casas. Además, no requieren mantenimiento. Otras opciones son los radiadores de uno o varios paneles. En cuanto al coste, todo depende del tamaño de la vivienda, de si su ubicación está aislada y del tipo de instalación. Habrá que añadir el suelo elegido y el coste de realizar la obra.

Estos sistemas de calefacción para casas también funcionan por medio de aire y electricidad, no solo con agua. El suelo radiante de aire solo se emplea únicamente de día. No es el mejor sistema de calefacción en viviendas dado que su coste es elevado. En cuanto a las de electricidad, constituyen la mejor calefacción. Son ideales cuando se trata de un tipo de suelo que permite conservar el calor de forma óptima.

Volver al menú de contenidos

Energías alternativas

Dentro del mercado de las fuentes de energía alternativas encontramos la calefacción aerotérmica y la calefacción geotérmica, así como las calderas de biomasa que usan el pellet como combustible, entre otros. De cara al medio ambiente, podría decirse que son el mejor sistema de calefacción. Sin embargo, aunque a la larga se amortiza el desembolso inicial, el precio de este puede llegar a ser muy elevado.

Las bombas de calor

Las bombas de calor, como sistemas de calefacción para casas, se basan en un ciclo de generación que es reversible. Por una parte está el foco caliente y por otra el frío. Su funcionamiento se asemeja al de un frigorífico, ya que al recibir corriente, los focos que desprenden energía se calientan y los que la absorben se enfrían. Constituye el mejor sistema de calefacción en hogares con temperaturas extremadamente frías. Es por ello que es la mejor calefacción para viviendas al norte de Europa. En España, podría emplearse si vivimos en zonas de montaña muy aisladas. No obstante, el rendimiento de estos sistemas de calefacción para casas desciende al bajar la temperatura exterior.

Su inconveniente es la formación de hielo que hace que estos sistemas de calefacción para casas se detengan. Al tener que enfriar el aire exterior, la temperatura puede descender por debajo de los 0º. Una vez que el hielo se ha derretido, vuelve a activarse. Debemos valorar este aspecto si vivimos en ciudades frías como Burgos, Soria o alrededores. Estos sistemas de calefacción para casas pueden ser de varios tipos. Bombas de calor por aire únicamente, tomando aire exterior y transfiriéndolo al interior. Bombas de aire y agua en segundo lugar, en los que el aire se transfiere al circuito de agua (suelo radiante), o a la inversa. Por último, bomba de calor solo con agua, que es el caso de la calefacción geotérmica.

Recuerda que para elegir el mejor sistema de calefacción habrá que relacionar la eficiencia energética y el coste que hemos visto. Y compararlas con nuestras necesidades de consumo y las características de nuestro hogar.

Características de los sistemas de calefacción



Calefacción de gas

  • Instalación sencilla, segura y de fácil manejo
  • No emiten olores tóxicos como las calderas para calentar agua
  • Posibilidad de utilizar red de gas natural
  • Las de condensación ofrecen un mejor rendimiento que las tradicionales
  • Coste y consumo económicos


Calefacción eléctrica

  • Fácil manejo e instalación
  • Diferentes opciones dentro de las calefacciones eléctricas
  • Suelen requerir aumento de potencia
  • Aumento considerable de la factura por el consumo eléctrico
  • Los radiadores eléctricos son la opción más popular


Calefacción radiante

  • Desembolso inicial elevado pero recuperación de la inversión
  • Distribución de calor uniforme
  • No disponible para cualquier tipo de vivienda por sus características
  • Respetuoso con el medio ambiente y buen rendimiento

Bombas de calor

  • Eficiencia energética muy elevada
  • Permiten calentar espacios con rapidez, aunque el calor también se disipa velozmente
  • Buen rendimiento en zonas muy frías
  • Su funcionamiento puede detenerse temporalmente por la formación de hielo