Registro de empresa

Reglamento de seguridad de instalaciones frigoríficas

La lucha contra el cambio climático cada día es más fuerte y es por lo mismo, que la entidades gubernamentales y empresas fabricantes de equipos de refrigeración y climatización se han unido en la búsqueda de decretos que sean más amigables con el Medio Ambiente. A partir de ello se redactó el El Reglamento de Seguridad para Plantas e Instalaciones Frigoríficas y que fue aprobado el 8 de septiembre de 1977. Un reglamento que ha sufrido constantes cambios para adaptarlo a las nuevas normativas. Este reglamento pretende principalmente hacer cumplir la normativa referente a las instalaciones de equipos refrigerantes y de climatización como lo establece el mismo. En España se ha modificado en un par de ocasiones, sus instrucciones técnicas complementarias establecen las condiciones que deben cumplir las instalaciones frigoríficas para garantizar la seguridad de las personas y los bienes, así como la protección del medio ambiente. Sigue leyendo para saber más.
Menú de contenidos:

reglamento-seguridad

Fuente de la imagen: ©Auremar - Fotolia.com

¿Qué aúna el reglamento?

Hasta no hace mucho, el reglamento de instalaciones frigoríficas se basaba en el Real Decreto 138/2011 del 4 de febrero. Sin embargo, ha sido sustituido por un nuevo reglamento que ha entrado en vigor el mes de Julio de 2019. Uno de los cambios más significativos que se pueden apreciar, es la introducción de un nuevo subgrupo de refrigerantes A2L dentro del grupo de media seguridad (L2), que permitiría que algunos gases como el R32 vean beneficiado su uso al ser considerados de mayor seguridad. Así todo, los principales cambios que se aprecian están relacionados con los refrigerantes y su clasificación:

- Grupo de alta seguridad (L1): refrigerantes no inflamables y de acción tóxica ligera o nula.

- Grupo de media seguridad (L2): refrigerantes de acción tóxica o corrosiva o inflamable o explosiva, mezclados con aire en un porcentaje en volumen igual o superior a 3,5 por cien. En este grupo se incluyen los refrigerantes A2L, de mayor seguridad, que reúnen las mismas características, pero cuya velocidad de combustión es inferior a 10 cm/s.

- Grupo de baja seguridad (L3): refrigerantes inflamables o explosivos mezclados con aire en un porcentaje en volumen inferior al 3,5 por cien.

En la actualidad el gas R32 en detrimento del gas R410 se utiliza mucho menos. El gas R410 se le ha asignado como fecha de vencimiento definitiva en 2025 y a partir de este momento ya no podrá ser utilizado en ningún equipo de aire acondicionado. Haciendo hincapié que en los equipos de climatización se exigía un cambio en la normativa de aire acondicionado de dicho reglamento ya que hasta este momento presentaba muchas restricciones que han sido modificadas. Con el reglamento actual de Marzo de 2019, se deben tener en cuenta los siguientes aspectos o cambios que ha sufrido:

  • El R32 se considera ahora un refrigerante del grupo A2L (baja inflamabilidad y toxicidad).
  • Este gas podrá ser instalado por un instalador de nivel 1, mientra que hasta ahora solo podía ser instalado por uno de nivel 2. Esto también se aplica al mantenimiento de las instalaciones.
  • El límite inferior de inflamabilidad sube de 0,27 a 0,307 kg/m3.
  • Para legalizar las instalaciones realizadas previamente con refrigerantes A2L, se dispondrá de un plazo de 3 años desde la entrada en vigor del nuevo RSIF.
  • El instalador ya no necesita tener un seguro de Responsabilidad Civil de 900.000€ al reducirse el nivel necesario de los instaladores.
  • También desde su entrada en vigor, es obligatorio llevar un seguimiento técnico en forma de memoria y la documentación exigida en el anexo número 21 del reglamento, así de esta forma ya no es necesario la presentación de un proyecto suscrito por un técnico titulado.
Artículos relacionados que te pueden interesar:

¿Qué pasa con las viviendas o edificios de nueva construcción?

La nueva normativa de aire acondicionado también se aplica a aquellas instalaciones frigoríficas o de climatización en construcciones nuevas, modificaciones, o ampliación y mantenimiento de las ya existentes. De aquí la aplicación a los siguientes sistemas de climatización o refrigeración:

a) Instalaciones por absorción que utilizan BrLi-Agua.

b) Sistemas de refrigeración no compactos con carga inferior a:

- 2,5 Kg. de refrigerante del grupo L1.

- 0,5 Kg. de refrigerante del grupo L2. Para los refrigerantes de la clase A2L, será el resultado de aplicar el factor 1,5 a m1 [m1=LIIx4m3] 1, en reconocimiento de que estos refrigerantes tienen una velocidad de combustión inferior, lo que conlleva una reducida probabilidad de ignición.

- 0,15 Kg. de refrigerante del grupo L3.

Quedando por otro lado excluidas las siguientes instalaciones:

a) Las instalaciones frigoríficas correspondientes a medios de transporte aéreo, marítimo y terrestre, que se regirán por lo dispuesto en las normas de seguridad internacionales y nacionales aplicables a los mismos y en sus normas técnicas complementarias.

b) Los sistemas secundarios utilizados en las instalaciones de climatización para condiciones de bienestar térmico de las personas en los edificios, que se regirán por lo dispuesto en el Reglamento de Instalaciones Térmicas en los Edificios (RITE), aprobado por Real Decreto 1027/2007, de 20 de julio.Y sus modificaciones posteriores.

c) Los sistemas de refrigeración compactos (sistemas de acondicionamiento de aire portátiles, frigoríficos y congeladores domésticos, etc.) con carga de refrigerante inferior a:

- 2,5 Kg. de refrigerante del grupo L1.

- 0,5 Kg. de refrigerante del grupo L2. Para los refrigerantes de la clase A2L, será el resultado de aplicar el factor 1,5 a m1 [m1=LIIx4m3] 1, en reconocimiento de que estos refrigerantes tienen una velocidad de combustión inferior, lo que conlleva una reducida probabilidad de ignición.

- 0,15 Kg. de refrigerante del grupo L.

Por otro lado, debemos mencionar que desde el 1 de enero de 2010 está prohibido utilizar el gas refrigerante R22 puro para el mantenimiento y recarga de equipos de refrigeración y aire acondicionado. Según estipula el Reglamento (CE) nº 2039/2000 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 28 de septiembre de 2000, que modifica el Reglamento (CE) nº 2037/2000 sobre las sustancias que agotan la capa de ozono, en cuanto al año de referencia para la asignación de cuotas de hidroclorofluorocarburos.. Además, desde el 1 de enero de 2015 estará prohibido el uso de HCFC reciclados.

Volver al menú de contenidos

¿Qué apartados afectan a los sistemas de refrigeración en las viviendas?

La nueva normativa de aire acondicionado está presente también y debe ser aplicada en las viviendas que cuenten con sistemas de climatización o refrigeración. Esta será aplicada en construcciones nuevas, modificaciones de las mismas, ampliación de las viviendas, mantenimiento.

Volver al menú de contenidos

¿Cuándo ha entrado en vigor esta normativa y cada cuanto se suele modificar?

La actual normativa de aire acondicionado se tenía previsto que entrara en vigor en Marzo de 2019. Sin embargo, debido a unos cuantos cambios legales, ha entrado en vigor definitivo en Julio de 2019 y es aplicable desde este momento y las personas deben regirse por la misma. La normativa, suele revisarse entre cada 2 y 5 años y solo es modificable si necesita de cambios drásticos que puedan afectar la seguridad de las instalaciones o estrategias climáticas.

¿Estás interesado en la instalación de un aire acondicionado? No esperes y pide presupuesto completamente gratis con nosotros.

Volver al menú de contenidos

¿Dónde se puede encontrar la normativa completa?

Anteriormente y a pesar de haber tocado una gran parte de los puntos más importantes y de las modificaciones de la nueva normativa de aire acondicionado, debemos tener presente que la mismas es mucho más extensa y debe ser analizada dependiendo de los diferentes usos o aplicaciones de cada caso particular. Si tienes interés en conocer con más detalle la normativa completa puedes encontrarla en el siguiente enlace: Nueva normativa Reglamento de seguridad de instalaciones frigoríficas

Volver al menú de contenidos

Beneficios y eficiencia de un aire acondicionado

Beneficios ¿Por qué?
Nuevos modelos - Los equipos de climatización actuales son mucho más eficientes.
- Con algunos es posible un consumo de hasta un 50 % menos de energía.
Eficiencia energética comprobable - Hoy en día es posible comprobar el consumo del equipo al momento de la compra.
- La etiqueta energética nos da un resumen completo de su eficiencia.
Como calefacción - El aire acondicionado es un sistema de calefacción muy eficiente con un rendimiento del 300%.
- Es capaz de convertir en calor (energía térmica) más de tres veces la energía que consume.
Más conectado que nunca - Aunque no todos los modelos incorporan la tecnología WiFi, cada vez es más habitual encontrarla.
- Permite un control absoluto de nuestro aire acondicionado desde el teléfono móvil.

* Este artículo ha sido modificado por última vez el 09.08.2019.

Artículos relacionados que te pueden interesar:
Este artículo ha sido escrito por: Christian Abele, Redactor de www.HogarSense.es