Registro de empresa
Actualizado: 27 nov. 2019

Casas solares

Una casa solar es aquella vivienda que se caracteriza por la utilización activa y pasiva de energía solar. La construcción consta de un buen aislamiento el cual permite el ahorro de energía. Y se busca un diseño que ayude, o incluso asegure, que la vivienda sea en lo posible independiente de otras energías. Este método de construcción demuestra que, independientemente del porcentaje de energía solar que reciba sobre del consumo completo de la casa, se puede reemplazar las energías convencionales con energías renovables sin pérdida de confort. Este tipo de viviendas se orientan a obtener el máximo beneficio del sol, aunque no dispongan de placas solares. Pero se potencia su uso tanto con paneles fotovoltaicos como térmicos.
Menú de contenidos:

casa-solar

Fuente de la imagen: U.S. Department of Energy

¿Qué es una casa solar?

Por definición, una casa solar es aquella que, como hemos indicado en la introducción, intenta aprovechar de todas las formas posibles la energía solar. No solo entran en esta definición las casas con paneles solares, bien sean placas solares térmicas o fotovoltaicas, sino todas aquellas que se diseñan para provechar el sol. Aprovechar el sol no implica hacer grandes ventanales, sino estudiar las necesidades energéticas de la vivienda y adaptar el diseño estructural para aprovechar tanto el sol como las sombras.

La construcción de una casa solar, o también denominada arquitectura solar, se basa en el uso de materiales naturales. Aprovechando la robustez de la piedra, la resistencia de la madera, la calidez de las fibras vegetales, la transparencia del vidrio, la moldeabilidad de la arcilla o el barro, la permeabilidad del yeso, la cal como un cemento natural, etc. Y todo ello potenciado con la utilización de placas solares térmicas, para aporte al agua caliente sanitaria y la calefacción. Y por las placas solares fotovoltaicas para el consumo eléctrico de la vivienda.

Artículos relacionados que te pueden interesar:

Volver al menú de contenidos

Construcción y funcionamiento

La casa solar, también llamada casa solar pasiva o casa pasiva, es un tipo de construcción que utiliza recursos como la arquitectura bioclimática. Y como hemos indicado anteriormente intenta utilizar recursos naturales, que no conllevan ningún tipo de transformación o en su caso, esa transformación no implica ningún tipo de contaminación, generación de residuos ni producción de CO2.

La construcción de una casa solar aprovecha al máximo el lugar donde se construye. No solo por la orientación, aprovechando al máximo la incidencia del sol, disponiendo las ventanas y paredes para generar calor en el interior, o pronunciando salientes que den sombra en verano, sino también aprovechando los materiales que existan en los alrededores. El principal motivo es el evitar los transportes de materiales desde sitios lejanos, lo cual implica una importante producción de CO2.

De esta forma se aprovecha la madera, piedras o incluso la paja que se puede generar en las inmediaciones. Como se muestra en la imagen de la construcción de una vivienda, en la que se utilizan maderas de la localidad y como aislamiento la paja de los campos de alrededor. Materiales baratos y muy eficientes para conseguir reducir el consumo energético.

Casa-aislamiento-paja

Fuente de la imagen: ©houseplanninghelp.com

El funcionamiento de una casa solar es relativamente sencillo. Es uno de sus objetivos, junto con el ahorro y eficiencia energética. Lo importante de una casa solar es evitar el uso de combustibles fósiles y otro tipo de instalaciones que implican contaminación y mantenimientos. Con una casa solar el propietario o habitante se beneficia de una mejor calidad de vida y más comodidad al no tener la preocupación de los mantenimientos y reparaciones de las instalaciones.

Volver al menú de contenidos

Beneficios de una casa solar

La construcción y uso de una casa solar aporta beneficios desde el primer momento. Tanto en su construcción como en su vida útil. Durante su construcción se consiguen ahorros por el uso de materiales naturales y disponibles en los alrededores, y teniendo menos gastos de transporte. Además, muchos de los materiales que se suelen utilizar no conllevan ningún o muy poco proceso industrial, con lo que las emisiones a la atmosfera o residuos son mínimos.

También se consiguen beneficios por minimizar los mantenimientos. Una casa solar tiene las instalaciones para generación de calefacción, climatización o agua caliente sanitaria minimizadas, por lo que el mantenimiento que se les debe hacer también se reduce. Esto supone un ahorro en preocupaciones y en dinero.

Y en las casas con paneles solares el beneficio se incrementa, ya que la poca cantidad de energía que se necesita se genera con las placas solares térmicas y fotovoltaicas que se instalan en sus cubiertas. Este aporte de energía solar en forma de agua caliente y electricidad consigue, en muchas ocasiones, satisfacer todas las necesidades de la vivienda en cuestión energética. Esto se consigue cuando en su construcción se ha conseguido un alto porcentaje de aislamiento, y se ha optimizado si diseño para aprovechar las corrientes de aire y otros factores ambientales.

¿Te parece interesante la información que ofrecemos? ¿Has decidido realizar una instalación de placas solares térmicas en tu casa y necesitas contactar con profesionales? Hogarsense te ayuda a conseguir varios presupuestos.

Volver al menú de contenidos

Ejemplos de casas solares

La cantidad de casas solares en nuestro país aún no es significativa. Al contrario que en el resto de Europa, donde es una practica podríamos decir muy extendida. En países como Alemania, Reino Unido o Suiza, existen ya muchas viviendas que podemos denominar casa solar, aunque se concibieron desde el la perspectiva de la “Passivhaus”. Otros países como Francia, Austria o Irlanda también están desarrollando este tipo de viviendas.

Aunque este tipo de edificaciones se asocian a viviendas unifamiliares, enclavadas en sitios montañosos y que parecen casi un lujo, lo cierto es que existe empresas que están apostando por ofrecer una casa solar a precios realmente competitivos. Aunque el comprador deba dotarla posteriormente de la instalación de pacas solares. Podemos tener una casa solar con unos 30.000 €, sin incluir el terreno donde ubicarla. Además, muchos estudios de arquitectura se esfuerzan también por diseñar edificios de viviendas u oficinas, que tengan un gran componente de casa solar. Aunque en estos casos no se puede alcanzar la bondad que se logra con una casa solar unifamiliar aislada.

Ejemplos como la casa Vita construida en la localidad de Natxitua en Bizkaia, conjugan un estilo moderno y la eficiencia de una casa solar. O como la casa Bioclimatica GG en la locacidad de Santa Maria de Palautordera en Barcelona. Este tipo de ejemplos de casa solar utilizan como materia base la madera, como la casa pasiva Bunyesc en Lleida.

Volver al menú de contenidos

Beneficios de las instalaciones solares

Una instalación de placas solares térmicas nos aporta una serie de ventajas, que la hacen muy apropiada para utilizarla en nuestra vivienda.

Beneficio Motivo
Energía renovable ✓ La energía es 100% de origen renovable y no emite gases de efecto invernadero ni ningún tipo de contaminante: no genera ningún tipo de impacto medioambiental
Energía gratuita ✓ La energía producida es 100% gratis
✓ Inicialmente deberemos amortizar la instalación efectuada, pero una vez con lo ahorrado se ha pagado el coste de la instalación de placas solares térmicas, es completamente gratuita
Energía inagotable ✓ La energía solar ha iluminando nuestro planeta desde hace millones de años, y lo seguirá haciendo durante millones de años
Reduce tu huella de carbono ✓ Al utilizar energía solar térmica en lugar de carbones fósiles, se reduce la cantidad de dióxido de carbono emitido en la atmósfera
Reduce tu consumo energético ✓ Una instalación de placas solares térmicas aprovecha la energía solar térmica para generar calor, reduciendo así hasta un 70% la factura de calefacción
Precio gas y luz ✓ Reduce la dependencia de las constantes variaciones (principalmente subidas) del precio del gas y la electricidad
Mantenimiento sencillo ✓ Mantenimiento de los paneles solares es económico y sencillo
✓ Los paneles solares durarán más de 30 años únicamente limpiando la superficie, renovando el glicol y revisando las uniones
Valor de la vivienda ✓ Añade valor a tu vivienda al hacerla un poco más autosuficiente
Disponibilidad global ✓ Puede ser aprovechada en cualquier lugar, llegando a lugares remotos y viviendas aisladas donde otros combustibles como el gas, gasóleo o incluso la electricidad tienen difícil llegar
Amortización ✓ El coste diferencial de la instalación de placas solares térmicas se amortiza a medio plazo (5 – 8 años)
Subvenciones ✓ Dependiendo del lugar en el que vivas, puedes conseguir diferentes ayudas, subvenciones o incentivos de las diferentes administraciones públicas
Artículos relacionados que te pueden interesar:
Este artículo ha sido escrito por: Marcos Carbonell, Redactor de www.HogarSense.es