Registro de empresa

Calentador de gas natural: beneficios y funcionamiento

Hubo una época en que el calentador de gas butano era el rey de los calentadores. Mucha gente tenía en su hogar la famosa bombona naranja conectada a su calentador de agua a gas. Luego llegaron las instalaciones de calentador de gas propano para sustituir el calentador de gas butano. Pero al calentador de gas propano le ha salido un contrincante en cuestión de calentadores. Pero ¿qué tiene el calentador de gas natural que lo hace tan especial?. Si estás planteándote cambiar tu calentador de gas butano o de gas propano por uno de gas natural, a continuación te damos las claves para que entiendas cómo funciona y si es la mejor opción para ti.
Menú de contenidos:

¿Qué es el gas natural?

El gas natural es un combustible fósil. Se encuentra en yacimientos subterráneos. Mediante unas torres, se excava hasta llegar al yacimiento y se conectan unas redes que transportan el gas hasta las centrales energéticas. Allí se trata el gas natural para retirarle las sustancias nocivas y añadirle olor para que pueda ser detectado en caso de escape del calentador de agua de gas natural. Luego, a través de gaseoductos locales, se transporta por tuberías hasta los hogares, industrias, etc. y su respectivo calentador de agua de gas natural. El calentador de gas natural es uno de los combustibles más ecológicos, ya que no produce tantas sustancias contaminantes al quemarlo ni deja residuos perjudiciales para el medio ambiente.

Volver al menú de contenidos

¿Cómo funciona el calentador de gas natural?

El calentador de agua de gas natural no tiene, si hablamos del mecanismo, un funcionamiento muy distinto de otros tipos de calentador de gas, como el calentador gas butano o el calentador de gas propano. El gas natural, al contrario de lo que pasa con el calentador de gas butano o el calentador de gas propano, circula por los gasoductos hasta el calentador de agua de gas natural.

A través de una tubería metálica, el gas natural se suministra al calentador hasta unos fogones. El calentador estanco absorbe oxígeno del exterior para alimentar los fogones. Cuando el calentador de agua de gas natural se enciende, el gas combustiona en forma de llama. Esa llama está colocada junto a una tubería por la que circula agua dentro del calentador de agua. Cuando la llama calienta la tubería del calentador, también se calienta el agua de su interior gracias al oxígeno que absorbe el calentador estanco. Luego, esa agua circula hasta el grifo o la ducha y proporciona agua caliente ilimitada desde el calentador de agua de gas natural. Luego, el calentador estanco expulsa los gases al exterior.

Sí que hay que señalar que la mayoría de estos tipos de calentadores son calentadores estancos. ¿Qué diferencia hay con el calentador estanco? El calentador estanco está sellado de la habitación en la que se encuentra el calentador. Esto significa que los calentadores estancos dan menos posibilidades de que ocurran accidentes y son más seguros para los hogares.

Volver al menú de contenidos

Ventajas del calentador de gas natural

  • Como ya hemos comentado, el gas natural es uno de los combustibles más respetuosos con el medio ambiente, ya que el calentador de agua de gas natural no produce sustancias contaminantes que se expulsen sobre todo, mediante los calentadores estancos.
  • El calentador de agua de gas natural tiene una infraestructura relativamente sencilla: no viene en bombonas que ocupen espacio o necesiten un mantenimiento, el calentador de gas natural solo necesita estar conectado a la red local de distribución y tener espacio para que expulsen los gases.
  • El tratamiento que se hace al gas antes de suministrarlo al calentador de los hogares es mínimo, por lo que no se aumenta su precio.
  • En comparación con otros tipos de calentador de agua a gas, los calentadores de gas natural requieren poco mantenimiento, sobre todo si es un calentador de tipo estanco.
  • Es uno de los gases más seguros. Debido a su ligereza, no se acumula. El gas natural se disipa en el aire si se filtra desde el calentador de gas natural.
  • En general, los calentadores de gas natural, incluso cuando es calentador estanco, son de los más económicos del mercado.

Volver al menú de contenidos

Diferencias con el calentador de gas butano y calentador de gas propano

Menos espacio

Lo primero que hay que tener en cuenta es que el calentador de gas natural no requiere de espacio de almacenamiento en el hogar, como sí pasa con el calentador de gas butano o el calentador de gas propano. Esto quiere decir que es un calentador de agua a gas que no necesita ocupar espacio en tu hogar para bombonas. Con estar conectado a la red de distribución, ya tienes todo el suministro de gas para tu calentador de agua a gas que puedas necesitar.

Más seguros y novedosos

También es importante tener en cuenta una cosa: los calentadores de gas natural son más novedosos que el calentador de gas butano y el calentador de gas propano. De hecho, suelen ser calentadores estancos. Esto significa que es un calentador de agua a gas más moderno y, por lo tanto, tiene una serie de mejoras y medidas de seguridad adicionales en tu calentador de agua. Por ejemplo, la mayoría de calentadores de gas naturales son calentadores estancos. Así, el calentador de agua de gas natural ofrece una mayor seguridad a la hora de hacer la combustión. Evita accidentes y mal funcionamiento del calentador.

calentador-de-gas-natural

Fuente de la imagen: ©Bosch

El hecho de ser calentadores estancos es uno de los motivos por los que el calentador de gas natural es mucho más seguro que el calentador de gas butano o de gas propano. Otro de los motivos está en la misma naturaleza del calentador de gas natural. Su combustible es mucho más ligero. En caso de fuga del calentador de agua a gas, aunque sean calentadores estancos, no se acumula. Flota del calentador de agua a gas y se disipa en el aire, incluso si falla el calentador estanco. Esto hace que se eviten accidentes o daños para la salud con mucho más éxito que el calentador de gas butano o el calentador de gas propano, que no suelen ser calentadores estancos.

Más económico

El calentador de gas natural es mucho más económico que el calentador de gas butano o el calentador de gas propano. Esto es porque utiliza un tipo de gas que necesita tratamiento y que es más fácil de transportar. Además, si te interesa el medioambiente y la ecología, el gas natural es menos contaminante para el planeta que otro tipo de combustible.

Volver al menú de contenidos

¿En qué tipo de casas es recomendable el calentador de gas natural?

Lo cierto es que la mayoría de casas pueden beneficiarse de hacer el cambio de calentador de agua a gas, sobre todo si es calentador estanco. Como no requiere un espacio para el almacenamiento, las casas pequeñas pueden ganar un espacio extra al no tener que guardar bombonas para el calentador de agua a gas. Además, si están mal ventiladas, ten en cuenta que el gas natural es más ligero y se acumula menos. Esto significa que tendrás un plus de seguridad para ti y tu familia.

En casas mayores, los datos demuestran que el uso de gas natural baja el precio de la factura. Además, si tu casa tiene muchas salidas de agua caliente, piensa en las ventajas de los calentadores de gas natural. Al estar suministrado por tuberías, los calentadores de gas natural ofrecen un flujo ilimitado de agua caliente. Gracias a eso, nunca te quedarás sin agua caliente y tú y toda tu familia podréis disfrutar de duchas calientes en invierno sin tener que cambiar bombonas o esperar a que se caliente el agua en el calentador estanco.

Además, dadas las características de seguridad y ahorro de los calentadores de gas, están vistos con muy buenos ojos en el mercado, y sobre todo en el caso de los calentadores de tipo estanco. Además, tienen por lo general, una necesidad menor de revisiones y reparaciones.

Y si no estoy conectado a la red de calentadores de gas natural...

Si utilizas un calentador de gas butano o propano y quieres hacer el cambio, tienes que ver si estás en una zona de acceso a la red de gas natural. El gas natural viene por gasoductos. Si no llegan a tu zona no podrás utilizar un calentador de gas natural. La mayoría de ciudades de tamaño medio están conectadas y no deberías tener problemas, pero en poblaciones pequeñas es posible que no se haya instalado una red de distribución. Compruébalo antes si quieres decantarte por un calentador de gas natural y una posible instalación.

Por otra parte, puede que vivas en una finca con otros vecinos. Para hacer la instalación de gas natural necesitas que un tercio de los vecinos lo aprueben en junta. Esto implica una reforma en la finca y en las viviendas individuales para poder conectarse a la red de distribución. Y, por supuesto, puede que seas inquilino de una casa en alquiler. Tendrías que ponerte de acuerdo con tu casero para hacer la instalación. Esto puede dificultarte el utilizar un calentador de gas natural.

Cambiar a un calentador de gas natural

Motivos para cambiar a un calentador de gas natural

Motivos para no cambiar a un calentador de gas natural

Es más ecológico.

Es más económico.

Sigue siendo contaminante.

No es renovable.

Es más seguro (suelen ser calentadores estancos).

Requiere menos espacio.

Es más difícil de manejar.

Tiene una alta combustión.

Requiere menos mantenimiento.

Vives en una casa unifamiliar.

Vives en una zona aislada.

No tienes acceso a la red de gas natural.

Ya tienes acceso a la red de gas natural.

Ya has convencido a tus vecinos para hacer la instalación.

No has convencido a tus vecinos para hacer la instalación.

Eres inquilino en tu vivienda.